Skip links
Desayuno

Los productos que más se consumen en las residencias de mayores

La lista de productos utilizados a lo largo de 2022, que la residencia de mayores Fontsana Son Armadams de Palma ha dado a conocer hoy, está encabezada por medio millón de guantes higiénicos

Le siguen las esponjas jabonosas y las toallitas húmedas, con 400.000 unidades cada una, y en tercera posición los pañales, con 240.000 

A nivel alimenticio, destacan los 41.000 yogures consumidos a lo largo de todo el año 2022, que puestos uno encima del otro equivalen a 1,8 veces el Puig Major, la montaña más alta de Mallorca

Palma, a 19 de abril de 2023. En su apuesta por mejorar la transparencia, y  en su objetivo de abrirse cada vez más a la sociedad, la residencia de mayores Fontsana Son Armadams de Palma ha hecho pública hoy la lista de los productos que más se consumieron en el centro de ancianos ubicado en el centro de Palma durante el 2022.

En ella destacan en primer lugar los guantes higiénicos, con un total de medio millón de unidades consumidas; seguidos a partes iguales por las toallitas húmedas y por las esponjas jabonosas, con 400.000 unidades cada una. 

Cifras que deslumbran si pensamos, por ejemplo, que éstas últimas equivalen al espacio que ocupa 1,5 campos de fútbol. 

En tercer lugar destacan los pañales, de los que en 2022 se consumieron un total de 240.000 unidades; y un sinfín de productos necesarios para el cuidado y la higiene diaria de los más mayores como 45.000 cajas de paracetamol; 4.800 maquinillas de afeitar y 350 botes de loción hidratante, que equivalen a 140 litros.

A nivel alimenticio, las cifras se mantienen muy elevadas con 13.700 litros de leche; 11.200 litros de zumo y 41.000 yogures, que puestos uno encima de otro equivalen a 1,8 veces el Puig Major, la montaña más alta de Mallorca.

En la dieta de los mayores de la residencia Fontsana Son Armadams de Palma, cuyos menús incluyen altas dosis de proteínas para reforzar la masa muscular, no faltaron carnes y sobre todo pescados, con por ejemplo 2.080 kilos de filetes de pescado y 1.820 kilos de jamoncitos de pollo, entre otros productos.

Una cifra similar a la de algunas de las frutas consumidas, como la de plátanos y manzanas, de las que se comieron 2.000 kilos de cada.

Encarecimiento de los productos consumidos en las residencias:

Al igual que le ha sucedido a la gran mayoría de las familias españolas, la inflación ha tocado de pleno a las residencias de mayores como Fontsana Son Armadams. Sobre todo porque muchos de los productos que consumen son los que más han encarecido su precio.

Así, a lo largo de 2022, el precio de las esponjas jabonosas y de los guantes aumentó un 10% y un 11%, respectivamente; que, siendo mucho, se queda corto frente al 60% de aumento de los lácteos, al 50% del pescado y al 40% de la carne.

Y si nos referimos al aumento del coste de la energía, tan importante en un centro donde residen más de 140 ancianos, éste se vio incrementado un 90% en el caso de la electricidad, y del 100% en el del gasóleo.

De cara a este 2023, y tras la aprobación del primer convenio de Baleares que regula la actividad de los auxiliares que trabajan en las residencias de mayores, el coste de la mano de obra, que en el caso de Fontsana Son Armadams supone el 74% de los gastos anuales, se ha incrementado un 6,5% desde enero, y lo hará en un 22,42% adicional a partir de junio, ya que ése ha sido el aumento de salario estipulado por la norma recientemente aprobada.